Leyendas sobre el lago de Banyoles

Valores culturales - Literatura

Gemosclera ha participado en varias campañas de colaboración en el lago de Banyoles, las historias fantásticas que se conocen de este lago situado en la población gerundense de Banyoles, son muy numerosas, algunas cuentan como se formó el lago, otras hablan de monstruos y santos, de dragones buenos y de ondinas que salen del agua......

La leyenda cuenta como se formó el lago. Antes de que el lago existiera, el municipio de Porqueres y Banyoles estaban unidos por un campo de maíz, en este campo labraba un hombre llamado Morgat. Cuentan que una tarde calurosa, mientras labraba con los bueyes, oyó una voz que decía: “¡Morgat, Morgat coge los bueyes y márchate debajo del tejado! pero como no sabía de donde provenía la voz, siguió trabajando en el campo con sus bueyes y con el arado. Pero de nuevo oyó la voz : “¡Morgat, Morgat, márchate a casa o serás ahogado! Esta vez no se lo pensó y salió corriendo, se oyó un ruido enorme que provenía de la tierra mientras él se alejaba, cuando consiguió llegar a su casa empezaron a salir de la tierra enormes olas de agua que se tragaban todas sus cosechas, y cuenta la leyenda que así se formó lo que hoy en día es el Lago de Banyoles.

Como en la mayoría de los grandes lagos, el de Bañolas también tiene una leyenda donde aparece un monstruo que habita en sus profundidades. Este animal atacaba a cualquiera que se atreviera a navegar por el lago y en varias ocasiones se realizaron misiones para encontrar al monstruo y destruirlo, pero nunca dieron con él. Cuando la nieta de San Mer fue atacada, el santo se desplazó hasta el pueblo para acabar con el terrorífico animal. Rezó al cielo para que el monstruo saliera de su guarida y del agua surgió un enorme dragón. San Mer rodeó su cuello con una estola e hizo que le siguiera hasta la plaza mayor de Bañolas. Allí, la gente del pueblo mató al animal.

También cuentan que en el fondo del lago está escondido desde hace muchos siglos el dragon del Lago de Banyoles (el monstre de Banyoles), un dragón bueno, sobre el que hay varias canciones infantiles.

Otra leyenda cuenta que en el fondo del lago habitan las ondinas en un palacio de cristal. Estos seres, también llamados mujeres de agua, salen a la superficie los días de luna llena, y al igual que las sirenas, las ondinas utilizan sus cánticos para atraer a los hombres de la zona y llevárselos a su palacio de cristal.

Atentamente,
® Gemosclera. Asociación para la Difusión del Conocimiento de los Humedales y su Conservación.