Jornada en las comarcas de la Carballeda y Sanabria (Zamora)

Otras actividades - Actividades de interpretación

Este fin de semana hemos vuelto a visitar una de las zonas más bonitas que conocemos, las comarcas de Sanabria y Carballeda, al norte de la provincia de Zamora, con la intención de volver a recorrer los fondos del lago de Villachica y sus alrededores, sin descuidar el conocimiento de la gran variedad de valores culturales con los que cuenta la zona; en concreto realizamos una visita al casco histórico de Puebla de Sanabria, ya que nos interesaba recorrer la exposición que se puede visitar dentro de los muros del castillo sobre la tragedia de Ribadelago en 1.959. Conocida por el entorno natural, por sus lobos y ciervos, estas comarcas guardan además otros valores relacionados con los humedales tan destacables y tan singulares como éstos y por el contrario mucho más desconocidos.

El lago de Sanabria en la playa de los Enanos

Uno de los aspectos sobre la importancia de los humedales que estudiamos en nuestra asociación es el relacionado con la pérdida de bienes inmuebles, con todos los pueblos anegados por las aguas de los embalses que dan servicio a comarcas enteras pero que entierran bajo sus aguas las casas y la historia de muchas personas. Uno de estos pueblos desaparecidos bajo el agua de un embalse, el de Valparaíso, es Manzanal de Abajo. Antes de nuestra visita recopilamos toda la información que pudimos y planificamos una visita subacuática a sus restos con la intención de fotografiarlos y darlos a conocer a aquellas personas interesadas en no olvidar su historia. En este caso nos chocaba y nos llamaba la atención que la construcción de este embalse es relativamente reciente, el pueblo se abandonó y se anegó el año 1.988. Aunque sabíamos que sus edificaciones fueron derruidas, nos interesaba conocer el estado actual de las mismas tras unos años sumergidas en un embalse que no está eutrofizado y que mantiene su lámina de agua a cota casi constante.

En la siguiente imagen mostramos un croquis de situación del mapa a escala 1:25.000 del IGN.

Croquis de situación del pueblo en el embalse

Lamentablemente, en esta ocasión, no pudimos realizar lo planificado, ya que no pudimos acceder con el equipo de inmersión por la pista de acceso que usamos, con lo que la visita se redujo a los escasos elementos que quedaron por encima de las aguas.

Lo que sí que se pudo realizar, a primera hora de la mañana, fue la visita subacuática a la playa de los Enanos en el lago de Villachica, uno de los lugares con mayor impacto antrópico que soporta el lago. Durante la misma pudimos ver los efectos que tiene la gran afluencia de público ya que se detectó la presencia de muchas latas de bebidas, material deportivo, etc. A pesar de ello, encontramos un lago con aguas limpias, con escasa materia en suspensión, oscura por los ácidos húmicos disueltos y con algunas singularidades interesantes de ser reseñadas. En esta ocasión volvimos a encontrar las formaciones de material férrico de desecho que generan bacterias quimioautótrofas de los géneros Gallionella sp. y Leptothrix sp. por las que obtiene energía de la oxidación de compuestos inorgánicos y el carbono de la fijación del dióxido de carbono usando hierro, azufre o manganeso.

Restos férricos producidos por bacterias quimiotrofas

Especialmente destacable fue la gran cantidad de esponjas que observamos y que posiblemente se traten de Spongilia lacustris ya que en esta época del año no se pueden identificar correctamente. Aunque se encontraron sobre diversos sustratos, sobre todo fueron observadas sobre las formaciones ferrosas con forma de terraza de las bacterias tal y como se puede observar en la siguiente fotografía.

Esponja sobre una rama hundida a 15 metros

También encontramos buena representación de algas carofíceas además de Ranunculus sp. y Myriophyllum sp. en cotas inferiores a los 7 m. Vegetales que se mecían gracias a la corriente que tenía el lago en ese punto.

Primer plano de un ranúnculo

Después, nos acercamos al castillo de Puebla de Sanabria a visitar la exposición antes mencionada sobre la tragedia de Ribadelago. Entre otros materiales se puede observar una entrevista al periodista y submarinista Alberto Vázquez-Figueroa ya que fue uno de los buzos que llegó como voluntario para ayudar varios días después de la catástrofe. En la siguiente imagen se puede observar el punto de información multimedia donde la gente puede visionar la entrevista a Vázquez Figueroa y a otros testigos de aquel desgraciado accidente.

Un miembro de Gemoslcera observa la entrevista a Vázquez-Figueiroa

Por último, y para finalizar la jornada, degustamos un menú de productos de la tierra, comiendo un buen chuletón de ternera sanabresa con castañas en almíbar con miel de postre.

Dejamos la zona esperando volver pronto, ya que estamos planificando nuevos trabajos en la comarca.

La lista de bibliografía utilizada en esta jornada fue:

Atentamente,
® Gemosclera. Asociación para la Difusión del Conocimiento de los Humedales y su Conservación.