Segunda jornada de trabajos para el estudio monográfico del Tobar (Beteta, Cuenca)

Campañas - Estudio monográfico Laguna Grande de El Tobar

El sábado 8 de noviembre realizamos, tres semanas después de la anterior, la segunda jornada de trabajos en la Laguna Grande del Tobar, como parte del proyecto de estudio de este humedal y que culminará con la publicación de una monografía divulgativa.

La laguna del Tobar

El 21 de octubre, en la primera jornada de trabajo de campo, se realizaron muestreos de agua, sedimento y turba, se tomaron referencias GPS de los puntos de muestreo y se tomó material gráfico sobre los estratos de turba, los replanamientos de travertino así como de los trabajos de muestreo. En esa jornada se realizó un reconocimiento del margen izquierdo de la laguna, junto a la entrada del canal procedente del embalse de la Tosca. Además, ese día se contactó con el Ayuntamiento de Beteta y con algunas fuerzas vivas del pueblo con las que ya se está colaborando en el trabajo de documentación sobre esta laguna, en la que seguimos recopilando información bibliográfica y cartografía histórica.

La laguna

En medio de todo este trabajo de gabinete y documentación, y a pesar de que los análisis de las muestras recogidas en octubre no han terminado, planificamos una segunda jornada de trabajo con varios objetivos, por un lado tomar más muestras de agua, turba y sedimento en otras zonas de la laguna y por otro lado comenzar con la geolocalización y dimensionamiento de los estratos de turba presentes en esta laguna.

Laguna del Tobar

El grupo de trabajo a su llegada a la laguna

La jornada arrancó temprano, eligiendo Beteta como punto de reunión de los grupos que partían de Madrid y de Valencia. Contando con la ayuda de algunos de nuestros voluntarios habituales, Gejo, Carlos y Coral y con las inestimables aportaciones científicas de Juan, la jornada se presentaba bastante provechosa y así fue.

Gemosclera y sus voluntarios en El Tobar

Nos desplazamos a la laguna, eligiendo como punto de acceso la zona más cercana a la entrada del manantial, donde extendimos las lonas y organizamos todo el material necesario, el de buceo, el de muestreo, el de análisis, el de posicionamiento por GPS y el de fotografía.

Preparando el material de muestreo

Ajustando los equipos GPS

Preparando cámaras y GPS

Mientras ajustábamos equipos, sincronizábamos GPS, ordenadores y cámaras de fotografía y vídeo, y ultimábamos los detalles de los muestreos que se habían planificado, realizamos el briefing definiendo los roles de cada uno según el Plan de Autoprotección que tenemos preparado en esta zona.

Preparando los equipos de buceo

Briefing

Se organizaron dos grupos de tres buceadores cada uno, accediendo al agua por el mismo punto, el primero se dirigiría al margen derecho de la laguna mientras el segundo recorrería la zona del margen izquierdo hacia la entrada del canal.

Esta vez contábamos con la ventaja de tener un jefe de superficie, Juan, quien, además de ir preparando el equipo necesario para realizar un primer análisis de las muestras que íbamos a recoger, controlaría desde fuera que no hubiese problemas en los grupos de buceadores.

Jefe de superficie

Últimos preparativos antes de sumergirse

Tal cómo se había planificado, los dos grupos realizaron el recorrido previsto recolectando las diferentes muestras de turba, sedimento, agua y toba, además de ir registrando todos los datos bajo el agua mientras se tomaban fotografías y vídeos. Trás una hora de inmersión en esta laguna que se había enfriado considerablemente en sólo tres semanas, salimos del agua, ya que, además de recoger todos los equipos utilizados había que organizar las muestras recogidas.

Coral muestreando

Cangrejo señal

El día fue empeorando pero aún nos dió un respiro y nos permitió disfrutar de una comida como nos gusta hacerlo cada vez que salimos al campo a bucear y trabajar, cerca del agua y entre amigos.

El grupo de trabajo al finalizar la jornada

Atentamente,

® Gemosclera. Asociación para la Difusión del Conocimiento de los Humedales y su Conservación