Nueva jornada de prospección en el Lago de Sanabria (Za)

Campañas - Prospección subacuática Bouzas

El sábado 29 de febrero ejecutamos una jornada más de la prospección subacuática visual que estamos llevando a cabo para los servicios territoriales de Cultura y Patrimonio de Castilla y León en Zamora con el objetivo de ampliar el yacimiento de los Baños de Bouzas bajo el agua en el Lago de Sanabria.

Pilar en el Lago de Sanabria

Los trabajos estaban planificados para la semana anterior pero ante las previsiones climatológicas suspendimos en el último momento la actividad, ya que las condiciones de trabajo en el lago son peligrosas cuando el tiempo no acompaña. En esta ocasión el tiempo acompañó excepcionalmente sirviéndonos una climatología espectacular y un lago como un espejo.

Panorámica del Lago totalmente plano

La jornada empezó con los preparativos previos: la autoprotección, la organización final de los trabajos y la preparación del material de buceo, fotográfico y de prospección.

Preparando las cámaras fotográficas y de vídeo

Desplegando el material en la lona

Preparando las cámaras fotográficas y de vídeo

Una vez que habíamos preparado el material nos cambiamos y nos fuimos para el agua. En esta ocasión, aunque entramos por los restos de los baños fuimos por superficie hacia el extremo oeste del área de trabajo, puesto que esta jornada tenía como objetivo delimitar el extremo oriental del yacimiento.

Vista a la zona de trabajo de esta jornada

Nada más introducirnos bajo el agua observamos que todavía se mantiene muy estratificado con una metalimnion con gran visibilidad y que la termoclina se encontraba en esa zona bastante profunda. Aún así, ni en la termoclina ni abajo, el lago mantiene mala visibilidad actualmente, lo que indica que todavía no ha empezado a mezclar sus aguas.

Víctor y Pilar fijando un vértice de la poligonal

Los trabajos se desarrollaron sin problemas durante una hora y media, pudiendo prospectar la zona planificada sin ningún contratiempo.

Pilar tomando datos en un vértice de la poligonal

Durante los trabajos pudimos observar aspectos que nos llamaron la atención como por ejemplo la gran profundidad que alcanzan rocas modificadas por el hombre. Llegamos a observar rocas con signos evidentes de perforación para usar barrenos a más de 25 metros. Signo de que en su día se usaron estos medios para construir el paseo que en su día tenía el balneario.

Teja de la casa de los baños a 25 metros de profudidad

Roca con perforación mecanizada

Otro hecho que nos llama la atención es la cantidad de urnas funerarias que hemos encontrado en la zona. Independientemente de aspectos éticos, morales y legales (está muy castigado económicamente), entendemos que a la gente le guste descansar junto al lago, pero es muy importante reseñar que es un grave problema ecológico para los humedales ya que contribuye a la eutrofización antrópica de los mismos. Creemos que quien quiera descansar en este bello lugar tiene sitios mejores para hacerlo y donde no lo contaminará.

Una de las urnas funerarias que encontramos

Tras finalizar los trabajos salimos del agua sin haber pasado mucho frío, recogimos el material, comimos algo y nos volvimos para Madrid.

Víctor y Pilar comiendo junto a los restos del balneario de Bouzas tras los trabajos

Por los resultados que estamos obteniendo, esperamos que este proyecto nos lleve al menos tres jornadas más. Por lo que este invierno volveremos al lago en otras tantas ocasiones.

Atentamente,

® Gemosclera. Asociación para la Difusión del Conocimiento de los Humedales y su Conservación