Visita a las lagunas de la Roya

Otras actividades - Actividades de interpretación

Llegamos al mismo por la complicada pista que une el campo eólico de Padornelo con el embalse de Puente Porto. Lo primero que pudimos observar es que estaba soltando agua, según los datos que nos comentaron con posterioridad, éste aportaba al río Segundera un caudal de 3 metros cúbicos por segundo. También pudimos apreciar un bonito efecto de resalte hidraúlico tal y como se puede ver en la fotografía.

Salida de aguas del embalse de Puente Porto
Salida de aguas del embalse de Puente Porto

Pasados un par de kilómetros por la altiplanicie llegamos a este par de lagunas objetivo de nuestra visita. Accedimos primero a la turbera  y nos la encontramos con una alta concentración de nutrientes debido a las cenizas que el agua ha arrastrado estos años tras el incendio. En la siguiente fotografía se aprecia un primer plano de la turbera con la vegetación quemada, el agua turbia donde sólo las bermejuelas son capaces de sobrevivir.

Turbera de la Roya
Turbera de la Roya

Despues nos acercamos a su hermana, la laguna, donde pudimos observar que el agua no estaba en mejores condiciones, encontrándola bastante turbia y con Potomageton natans en su lámina de agua.


Laguna de la Roya

Al final de la mañana volvimos a la pista donde habíamos dejado el 4x4 y nos deleitamos con las vistas de los cañones de la Cárdena (primer plano) y del Segundera (segun plano).

Cañones de la Cárdena y del Segundera
Cañones de la Cárdena y del Segundera

Esperamos poder volver cuando la naturaleza nos deje, ya que desde agosto a junio la climatología es bastante severa.

Atentamente,
® Gemosclera. Asociación para la Difusión del Conocimiento de los Humedales y su Conservación